Escrito Por

El blog de Escrito Por: guionista y, sin embargo, humano..

Woody: Midnight vale… ¿y para cuándo mid-length Fiction?

El otro día pude, por fin, ver “Midnight in Paris”. Tras oír hablar de “qué decepción” o “está bien” o “me encantó” e incluso “cómo te puede encantar esa ñoñada”, yo me decanto por un: “ey, me ha gustado!”.

Pero no quita que, como siempre, el amigo Woody me haga pensar. Sobre él y su obra (no es la primera vez, ya sabéis).

Me hace pensar que, en el fondo, es un gran escritor… de relatos. Midnight in Paris tiene una idea muy divertida, que luego se diluye en el encorsetamiento de un largometraje. Y no es la primera vez que le pasa:

Granujas de Medio Pelo, con una primera parte divertidísima y una segunda que cae en el tedio para resolver sin más. Un buen relato, estirado.

Melinda y Melinda. Bien la idea de que la misma base da para comedia y drama, pero al final una de las 2 tenía interés y la otra era anodina. Relato estirado, esclavo de una premisa (la de la doble versión).

Scoop: Relatito simple, casi anécdota (periodista que vuelve de la muerte para dar la noticia) estirado a largometraje que se hace aburrido y vacío.

Y estoy seguro de que muchas de sus películas, desde Desmontando a Harry, os suenan a ideas, relatos, trozos de papel que saca Woody de ese cajón del que habla, que se estiran para completar más de 90 minutos.

Woody ya demostró hace tiempo que tiene traza para hacer largometrajes cuando tiene una buena (y bien armada) idea. Pero también que en los mediometrajes, en los relatos (que tan bien escribe en prosa), se mueve perfectamente y da estupendos resultados.

Lo hizo en “Historias de Nueva York”, con ese genial “Edipo reprimido”, que dejaba a Coppola en bragas (a Scorsese no, que siempre tiene algo, aunque pueda hacer que odies Unchained Melody de tanto oírla).

Y ahora, viendo Midnight in Paris, me da la impresión de que había una historia divertida, un mundo genial… y una rémora. Normalmente, como en todos sus fallos: la realidad. La idea loca, la imaginación, funciona. Es la obligación de darle un entorno real con trama en lo habitual lo que creo que desmerece todo eso.

Ay Woody… ante la duda, ¿no podrías, tú que puedes, volver al mediometraje? Convencer a unos colegas, hacer unos pequeños relatos… “Historias de París”, “Historias de Barcelona”, “Historias de Londres”, “Historias de Roma”. Como las ideas-franquicia de “Je T’aime Paris” o “I love New York”, pero con gracia y buen hacer.

Pregunto, eh…

Y por cierto: (SPOILER, si no has visto Midnight in Paris, voy a, seguramente, desvelar cosas). ¿No os da la sensación de que las 2 secuencias con la chica del rastrillo en Montmartre que vende discos de Porter y la del puente al final, están metidas con calzador y que deberían pertenecer al personaje que interpreta Carla Bruni? En mi maquiavélica cabeza, veo a Sarkozy rompiendo las páginas en las que Bruni acababa yéndose con el protagonista hacia un fundido en negro, rojo de ira, diciendo: “ce n’est pas possiiiiiiible!!”.

Anuncios

Navegación en la entrada única

5 pensamientos en “Woody: Midnight vale… ¿y para cuándo mid-length Fiction?

  1. levothroid en dijo:

    A mí me gustó mucho. Me encantan Marion Cotillard y su vestido.

    Y sí me hice esa misma pregunta: ¿por qué no habrá unificado en uno solo los personajes de Carla Bruni y la otra chica? Resulta un poco raro. No mal, pero sí raro. Qué suerte el prota, tiene un pibón en todos los puntos cardinales.

  2. maruxa feroz en dijo:

    A mi personalmente la película me encantó, además tuve el placer de visionarla en la gran pantalla y la fotografía gana muchísimo.

    Respecto a Carla Bruni, yo había leído que para grabar una entrada en escena tuvieron que repetir tropecientas veces la toma porque ella misma no se veía bien, así que Woody la eliminaría por pesada…

    Un saludo!

  3. Al Swearengen en dijo:

    A mi también me encantó.
    Tengo que discrepar, querido Escrito. No solamente me parece un gran escritor, es que me parece un gran director.
    40 largos, creo, con una media de calidad que supera lo sobresaliente, con una forma de hacer única y personal. Una carrera dificilmente superable y a pruega de cuelquier tipo de condescendencia.

  4. En general me gustó la película, sin embargo me sigue fastidiando el público de Woody Allen, concretamente porque cada vez que aparecía alguno de los artistas emblemáticos, la mitad de la sala murmuraba o incluso gritaba el nombre del personaje y eso me sacaba completamente de la película, por no nombrar las risas con tono erudito de quienes identificaban el personaje y lo hacían notar.
    Más que un problema con la película, tengo un problema con el público porteño (de Buenos Aires) fan de Woody Allen: toda gente bienuda, psicoanalizada y pretendidamente erudita que entra en éxtasis ni bien escuchan su nombre.
    Y digo esto con todo lo que me gusta W. A. Tan solo espero no convertirme en eso.
    Le pido que disculpe esta diatriba localista, Sr. Escritopor, tal vez sea yo.
    Estoy de acuerdo con lo que dice sobre el destino errático del personaje de Carla Bruni.

  5. Yo no la veo larga, pero entiendo tu idea. A mí me gusta mucho esta peli, bastante más de lo que me han gustado la mayoría en años. No sé, es fácil empatizar con el mensaje de “cualquier tiempo pasado fue mejor”. Interesante post, oiga.

Deja un comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: