Escrito Por

El blog de Escrito Por: guionista y, sin embargo, humano..

Kamikazes sin piloto.

Siempre he tenido la sensación de que la realidad televisiva se ve desde ópticas diferentes en el sillón de casa y en el sillón del despacho del jerifalte televisivo de turno. Y no me refiero a una mirada profesional, que sería algo evidente. Me refiero a la sensación distinta que tiene cada grupo sobre lo que está pasando en ese cacharro maldito. Me refiero a:

DIRECTIVO: “Ey, tengo que encontrar el próximo estreno que de el pelotazo”.
ESPECTADOR: “Ey, no sé si engancharme a esto porque a la mínima, se lo petan”.
ESCRITO POR: “Ey, ¿por qué digo ey si es mi pensamiento?”
LECTOR DE ESCRITO POR: “Ey, tira p’alante, que ya estás en babia”.
ESCRITO POR: “¿Ey?”

Sí, es una visión simple. Porque luego está la visión loquérrima que yo imagino y que, lamentablemente, veo más cercana a la realidad:

DIRECTIVO: “Estoy mu loco! Estoy mu loco! Tengo un presupuesto de ficción y… ¡me lo voy a pulir en una serie que vaya usted a saber! Sí, puede ser una apuesta arriesgada que monopolice todo el presupuesto del año y me deje sin nada más, pero… ¡tengo una corazonada! ¡Y un sillón! ¡Y dinero que no es mío! ¡Allá vamos!”.

En este caso, pueden ocurrir 2 situaciones finales:

a) Éxito. La serie/programa funciona, aunque no sepamos muy bien por qué. ¿Qué hemos aprendido? Nada. La liaremos para más tarde y seguramente, más gorda, porque iremos creciditos.

b) Fracaso. La serie ha costado tanto que es imposible cubrir costes y hay que paralizarlo todo. Además, nos hemos comido el presupuesto del año en ficción y ya no va a haber más series… Me escondo detrás de alguna mesa.

Programar bien, optimizando tus programas y tu parrilla, es un arte. Programar con cabeza, un mínimo que se debería exigir. Pero producir y dirigir la producción de una cadena, es algo mucho más difícil, peligroso y de una responsabilidad terrible. Por eso debería hacerlo gente cualificada y… lamentablemente, creo que falta mucho de eso (igual que no sé donde podrían aprenderlo).

Comprar una serie/formato/programa no es algo barato, hay mucho dinero en juego (muuuucho) y en el primer caso, una inversión de la leche en decorados, casting, medios (y luego ya si eso, guión)… Un gasto que, para que sea rentable, necesita de, al menos, una segunda temporada (en la que amortizar los decorados, por lo menos). Todas las series que se quedan en una temporada pueden clasificarlas como “no éxitos” para producción. Marrones. Todas las series que se quedan en el capítulo 4-5, considérenlas como un hara-kiri para la productora. Y excepto las super-productoras (o la super-productora), al resto les cuesta un infierno levantarse de algo así.

Hace poco hablaba El Guionista Hastiado de un par de series que han dejado alucinado al mundillo televisivo. ¿Por su calidad? No (no la conozco). Porque se las ha petado la cadena incluso antes del estreno. Así, con dos cojones, con la producción en marcha, el equipo tirando, los capítulos rodándose, montándose, entregándose… Y las chapan. Una quizá ni se emita jamás (la otra se habla de “esperar” y al menos emitir los 6 que ya tienen, “a ver qué pasa”) ¿Por qué? Pues en puede ser que no convenciera (una vez hechos ya capítulos de sobra) o puede ser porque los listos de la cadena contratante se han gastado todo el presupuesto de ficción en otra serie (de éxito, pero que ha disparado su gasto a cotas alucinantes). Elijan. Hay de todo.

Estos 2 casos suponen, además de frustración autoral, despidos, gente en el paro, ideas a la basura y una productora con un agujero económico considerable que tapar. Porque ya jode que te cierren una serie mal programada y a la que han hecho poco caso, pero que te la cierren una sin ni siquiera darte la oportunidad de emitir…

Y sobre todo, SOBRE TODO, injusticia y falta de responsabilidad. Porque para vender una serie te piden una biblia, te piden un mapa de tramas, te piden un guión del piloto, te piden un casting determinado (y caso), te piden el guión de cada capítulo que vas a rodar para que lo apruebe la cadena. Te piden. Te piden. Te piden. Y dan el Ok. Un OK que al parecer, vale una mierda. ¿A qué estamos jugando?

Así que llegamos al punto importante al que quería llegar. Y es que hay una cosa que me sorprende muchísimo de España y que no sé por qué no copiamos de una puñetera vez de los USA: el capítulo piloto. Me hace gracia porque el guión del primer capítulo, en el medio, siempre le llamamos “piloto”. Claro, al guión. Total, luego se convertirá en “el 1”. Pero con los dedos de la mano podría contar las series de las que se ha rodado un “piloto” esperando una aprobación, sin entrar a saco a producir a la vez el segundo, tercero y demás. Porque aquí se vende “una serie” a capón. O no se vende. Así funcionamos. Allí, un piloto no compromete más que a probar un proyecto, que puede ser que fructifique en una serie o se puede quedar en nada, no emitirse jamás…

Ya va siendo hora de que las cadenas se den cuenta de que, pagar un piloto a una productora por una serie en la que confían (o precisamente, porque les da dudas) puede ser mucho más rentable, aunque parezca dinero perdido de entrada, que jugarse una pasta enorme a la carta de ver si suena la flauta y firmar 13 capítulos (o más) de una tacada, poniendo en marcha una maquinaria de producción carísima que luego, al frenar, va a destrozar a una gran cantidad de gente y empresas. Y la primera, a la propia televisión: por imagen (cancelar series da una imagen espantosa al espectador), por economía (un fracaso significa, en estos momentos de crisis, que te has pulido el presupuesto de ficción y ya no puedes hacer más series), por respeto y por calidad.

Un piloto bien testado es un valor muy seguro, es una base fuerte para pulir, perfeccionar y dar forma final a un producto que será, seguramente, mucho más fiable y duradero que lo que se viene haciendo. Mucho más que un “bueno tú ve tirando a ver que sale”, así, de refilón, sin querer mojarnos mucho no vaya a ser que explote y salpique mi mesa de caoba.

Señores directivos: sí, hay que poner dinero. Pero créanme. Saldremos ganando todos. La productora porque podrá sobrevivir a sangrías sin sentido, la cadena porque podrá no arriesgar todo su presupuesto y decidir con criterio y el espectador porque obtendrá un producto mucho más cuidado y por el que la cadena, apostará.

Anuncios

Navegación en la entrada única

11 pensamientos en “Kamikazes sin piloto.

  1. Tiene usted razón, un test no es fiable al cien por cien pero por lo general da las pistas necesarias para equivocarse menos y siempre, siempre, será mejor que la toma de decisiones en función de las corazonadas de cualquier “experto”

  2. levothroid en dijo:

    ¡Pilotos! Estoy de acuerdo: faltan pilotos. Y buenos controladores aéreos también.

  3. Angela en Hotel Kafka en dijo:

    No sé, a mi a veces me da la sensación de que es todo tan aleatorio que me dan ganas de pulirme la nómina jugando al euromillones y creo que mi vida tendrá sentido antes, porque como tenga que esperar un poco de lógica en el mundo del cine o de la tele LO VOY A FLIPAR. Tienes mucha razón en el post.

  4. Y los espectadores agradeceríamos horrores que los planteamientos de las cadenas en lo que a ficción nacional se refiere fueran menos improvisados. Yo a veces tengo la sensación de que funcionan cosas de cierto monopolio y que otras, de productoras menores, son puteadas hasta la saciedad pero, claro, serán imaginaciones mías.

  5. jope, no sólo criticas con el machete entre los dientes sino que además propones soluciones

    qué tio más listo.

  6. Al Swearengen en dijo:

    De acuerdo con Levothroid: más pilotos y de combate. Guerra aerea total!!!!
    Coño, si ya no hay casi ni pisos piloto.

  7. Ostras ¡si estoy de acuerdo con usted!
    ¿Será la edad o la proximidad puentil?
    No, lo de la proximidad puentil lo único que evita es que diga cosas como: “claro, si es que en este país así nos va, porque blablabla”
    (voy a dejar de pensar por escrito, que parezco Homer, mosquis no dejo de hacerlo… mosquis… mosquis!)

  8. Ayudaría hacer pilotos…y un par de guiones cero en la fase de desarrollo, pero eso sí que es ya una quimera.

  9. Escrito Por en dijo:

    Claro. Pagados, por supuesto. Ayudaría mucho más que el tiempo de preparación y escritura de una biblia, un desarrollo y un guión no fuera el que se emplea ahora, que suele ser “para ayer!!”, está claro. Pero sí, parece una quimera…

    Y mira que es lo más barato de todo: tener a unos tipos en un cuarto pensando (o en casa, o en un bar, me da igual).

  10. PILOTOS!!!
    Q cerebro privilegiado el tuyo escrito por…XD XD

  11. laserie en dijo:

    Preparar un piloto exije no sólo las una, dos o tres semanas de grabarlo sino también las de prepararlo. Por lo tanto un piloto cuesta considerablemente más que un episodio normal.

    Por norma general el primer episodio de una serie es en el que más dinero se invierte. Se supone que para atrapar al espectador. Eso suma más gasto de producción si es que se realiza el primero como piloto. (que es lo normal en otras latitudes).

    Yo he trabajado en pilotos que han pasado a ser emitidos sin apenas cambios, más aún sin que nadie realizara los cambios necesarios que parecian evidentes que había que hacer vistos los resultados.

    Hay cosas que encarecen: No es lo mismo contratar a un actor para un piloto que para una serie, etc etc

    Hay mil motivos para no hacer pilotos.

    Y un millón para sí hacerlos

    http://www.lacoctelera.com/laserie

Deja un comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: